Aunque durante la Guerra de Independencia Aguascalientes no fue escenario de grandes batallas ni protagonizó alzamientos rebeldes que quedaran grabados en la historia militar, sus habitantes vivieron intensamente los años que siguieron al inicio de la revuelta encabezada por el cura Miguel Hidalgo. Así, ya fuera del lado de los guerrilleros encabezados por el rebelde Rafael Iriarte o apoyando los esfuerzos de reorganización de las autoridades realistas dirigidos por Félix María Calleja durante su estancia en la villa de Aguascalientes, la sociedad local participó de manera decidida en la Guerra de Independencia. Además, nuestra región fue escenario de uno de los acontecimientos decisivos en la historia del movimiento popular insurgente en su primera etapa, pues fue en la hacienda de Pabellón, el jueves 24 de enero de  1811, cuando Miguel Hidalgo dejó de ser el general en jefe de las tropas insurgentes, cargo que recayó en Ignacio Allende.